ADNecoambiental – Ecología, Medio Ambiente, y temas afines
Noticias Destacadas
Estás aquí: Inicio » Biodiversidad » Así altera a los corales el calentamiento global
Así altera a los corales el calentamiento global

Así altera a los corales el calentamiento global

ADNECOAMBIENTAL/CIUDAD DE MÉXICO, AGOSTO.- Los corales están agonizando, víctimas del calentamiento global. Se vuelven blancos y arenosos.

Desde hace tiempo, los científicos han sabido que la creciente temperatura del mar precipita una respuesta biológica llamada blanqueamiento. Estresados por el calor, los corales expulsan las coloridas algas simbióticas que les proporcionan alimento y al hacerlo, adquieren un color blanco hueso y corren el riesgo de morir de hambre.

Científicos de la Universidad de Tecnología de Queensland, en Australia (QUT), publicaron un video que muestra el proceso de la muerte del coral.

En el video, grabado en laboratorio, se observa la muerte de la ‘Heliofungia actiniformis’, una especie de coral duro que en condiciones naturales puede tener una gran variedad de colores. Aunque su cuerpo de por sí no tiene color, lo obtiene de los pigmentos de las algas simbióticas ‘Symbiodinium’.

Los corales y las algas que viven en ellos tienen una relación mutuamente beneficiosa. Los corales proporcionan a las algas protección y superficie para reproducirse y hacer la fotosíntesis, mientras que las algas producen azúcar que satisface las necesidades nutricionales del coral. Cuando los corales experimentan estrés expulsan a las algas que viven en sus tejidos y, como consecuencia, se vuelven blancos. Algunos corales vuelven a la normalidad y las algas regresan, pero otros mueren a falta de estos organismos.

“El blanqueamiento masivo de los corales es una gran preocupación para los científicos a nivel mundial y creemos que se debe fundamentalmente a las altas temperaturas del mar”, asegura el investigador Luke Nothdurft.

Con la expulsión de las algas, los corales también renuncian a su principal fuente de nutrientes y, por tanto, pierden el color.

“Se trata de un proceso mucho más violento de lo que pensábamos”, explica Brett Lewis, investigador de la QUT .El coral se infla antes de contraerse un 340% con respecto a su tamaño normal para expulsar el alga a través de sus aperturas orales, relata Nothdurft. Tras la expulsión del alga, el coral pierde poco a poco su color.

 

Fuente: agencias

Los comentarios están cerrados.

Scroll To Top