jueves 19 octubre 2017
ADNecoambiental – Ecología, Medio Ambiente, y temas afines
Noticias Destacadas
Estás aquí: Inicio » Responsabilidad Social / Ambiental » Mamás, personas clave en la lucha contra el cambio climático
Mamás, personas clave en la lucha contra el cambio climático

Mamás, personas clave en la lucha contra el cambio climático

De acuerdo con el INEGI el 67.4% de las mujeres en nuestro país tiene hijos. Las mamás hacen todo lo posible con tal de que sus hijos tengan todo lo que necesitan, pero al mismo tiempo les enseñan valores a través de experiencias y con su ejemplo, por ello, los aprendizajes que les dejen en educación ambiental pueden marcar la diferencia tanto en el país, como en el mundo.

Únicamente 46 de cada 100 domicilios separan la basura. Si bien esta acción debe ser responsabilidad de toda la familia, el rol de las mamás, a través de pequeñas acciones en casa que disminuyan el uso de basura, la generación de residuos y el gasto energético para estar más cerca de frenar el cambio climático, es fundamental.

Los expertos de Veolia ofrecen cinco consejos útiles para que en cada hogar implementen cambios que sensibilicen a las nuevas generaciones sobre el cuidado y respeto por el medio ambiente:

  • Separar la basura: en la Ciudad de México se generan 12,893 toneladas diarias de basura, la cual próximamente se transformará en energía con la tecnología de Termovalorización de Veolia, y si no la separamos en casa, se complica su reutilización o reciclaje. Por ello es importante tener contenedores distintos y señalizados para cada tipo de residuo, así logras que los más pequeños aprendan a diferenciar entre residuo orgánico e inorgánico.
  • Apagar las luces que no se usen: además de ahorrar en el recibo eléctrico, con sólo bajar un interruptor se les enseña a los niños y otros miembros de la familia a aprovechar responsablemente los recursos.
  • Disminuir el uso de bolsas y envases de plástico: las bolsas eco-amigables, no sólo ayudan a reducir el uso del plástico, si no que puedes promover su uso personalizándolas de diferentes maneras por los niños. Asimismo, al comprar envases de cristal también se disminuyen los desechos, siendo el vidrio mucho más fácil de reciclar.
  • Usar productos reciclados: ¿sabías que para fabricar una tonelada de papel virgen se necesitan 115,000 litros de agua? En cambio, el papel reciclado sólo necesita 16,000 litros. Una actividad divertida para hacer con los hijos, es realizar papel reciclado casero.
  • Desconectar los aparatos eléctricos: aunque no estén encendidos, todos los dispositivos consumen electricidad al permanecer enchufados. Desconectarlos, es un hábito que además de ayudar a ahorrar electricidad y disminuir el gasto por factura, los niños aprenderán y repetirán en el futuro.

Staff ADNecoambiental

 

 

 

Los comentarios están cerrados.

Scroll To Top